Amor y Romance

Cómo saber si un hombre no me conviene

La forma en la que opera la intuición femenina es simplemente fascinante: muchas veces sabemos que estamos ante una situación que no es la mejor, ante un hombre que puede […]

La forma en la que opera la intuición femenina es simplemente fascinante: muchas veces sabemos que estamos ante una situación que no es la mejor, ante un hombre que puede resultar peligroso o tóxico para nosotras y sin embargo nos empeñamos en continuar. Otras veces simplemente obviamos todos esos detalles porque necesitamos compañía o por soledad pero no resulta imposible clasificar el tipo de personalidades que te harán daño, por eso aca te daremos una guia para que descubras cómo saber si un hombre no te conviene.

 

 

 

Instrucciones

Es muy importante que te des la oportunidad de escuchar a tu intuición cuando te lanza una alarma acerca de un hombre que estás conociendo o con el que te relacionas. Se necesita de fuerza y valentía para dejar una relación con alguien que nos gusta pero que nos hace daño, sin embargo esto es mucho mejor que embarcarnos en una experiencia conflictiva y desagradable. El dicho reza mejor sola que mal acompañada y es muy cierto.
El tipo de hombre con el que decidas involucrarte dependerá del tipo de relación que quieres para ti. Varias de las personalidades que te presentamos a continuación son ideales para un amor pasajero pero no para el resto de la vida a menos que tu pienses que es eso lo que necesitas y que este chico realmente te conviene, en ese caso la decisión solo la puedes tomar tú.
Un tipo de hombre poco conveniente es aquel que vive el síndrome de Peter Pan: divertido, aventurero, juvenil pero también está siempre en el mundo de las fantasías y más importante aún no le interesa para nada crecer y ser un adulto ¿qué te hace pensar que se comprometerá y cambiará?. Atención si te involucras demasiado podrías acabar herida.
El controlador es un hombre que solo conviene si te gusta que otros decidan por ti. Él siempre sabe cuál es el mejor plan, el mejor plato, el mejor destino, tu tranquila no deberás preocuparte por nada él lo hará todo por ti. Claro tampoco podrás opinar, elegir o decidir ¿es eso lo que aspiras de una relación en “pareja”?.
Los caóticos de pies a cabeza pasan por tu vida con un remolino y desde que llegan hasta que se van todo es inesperado. Nada está en orden, no consiguen resolver sus asuntos, su casa es un caos, todo se avería y nunca toma cartas en el asunto a menos que el edificio esté a punto de derrumbarse a sus pies. Sus historias pueden ser divertidas pero vivir con él se traduce en ser su niñera, su madre y resolver su vida, no es una pareja es un adolescente desordenado.
El patán es uno de los hombres que menos convienen a cualquier mujer. Descarado, irrespetuoso, con un ego que llega a la luna puede ser también seductor pero al final no te dejará si no un vacío que no consigues llenar con nada, por eso pasa de ellos y déjalos libres para las adolescentes que aman a los chicos malos, tú buscas una buena compañía no un rebelde sin causa.
El party boy está bien para una etapa de la vida pero no para compartir demasiado tiempo a su lado. Cualquier ocasión es buena para amanecer, para emborracharse, para juntarse con los amigos (contigo o sin ti) y vivir una fiesta de locura, tiene más historias de juergas alucinantes que de cualquier otra cosa. Si un día quieres perder la cabeza vale la pena apostar por él pero piensa si puedes llevar esta situación mucho tiempo.
El consejero para TODO, siempre hay una muestra de sabiduría, siempre hay un “me parece que deberías…”, él siempre lo hubiese hecho de otro modo. Este tipo de hombres son inconvenientes porque ante sus ojos no hay nada que tú hagas de forma correcta son perfeccionistas al extremo y pueden reducir a nada tu autoestima.
El dependiente lejos de ser una compañía te usará para purgar sus problemas y traumas emocionales con la posibilidad de contagiarte así que mucho cuidado con estos hombres. Atenta también a los tipos que están siempre en la búsqueda de aprobación y que requieren que cada día alimentes su ego. A todos nos gusta que nos digan que hacemos algo bien pero estas personalidades se creen grandes cuando en realidad tienen enormes complejos que tu debes sanar mediante la aprobación continua.
El seductor lleno de verborrea: “tú eres la más hermosa” “nadie me ha gustado como tú” “estoy loco por ti” y llevas solo dos días conociéndolo. Por favor, si quieres un subidón de autoestima sal con él unas cuantas veces pero no esperes de alguien que habla mucho más de lo que actúa y que te convierte en la mujer de su vida en dos días algo demasiado serio.
Los celópatas son hombres con los que NUNCA te convendrá estar. Al comienzo parece halagador que se sienta ofendido ante la mirada de otro hombre o ante el comentario de un compañero hacia ti, pero en realidad son personas muy inseguras que no saben controlar los celos y que pueden hacer de tu vida un infierno de gritos, reproches y violencia solo por una mirada.
Por último pero nunca menos importante está el tipo de hombre más peligroso: el abusador físico o psicológico. Para este tipo la meta es disminuirte verbalmente o con violencia, él siempre tendrá la razón, tu siempre serás culpable, serás menos. Al comienzo son encantadores y envolventes pero después muestran su verdadera cara: en cuanto la veas huye tú mereces alguien que te valore y aprecie y no una pareja que abuse de ti.
Chicas NO HAY HOMBRES PERFECTOS. Pero si hay buenos hombres, personas que a pesar de sus defectos no son nocivos, no te intoxican, no te llevan al extremo negativo, por eso sigue tu intuición y trata de encontrar un tipo así para ti excluyendo a estas personalidades de tu lista.

1 Comentario

  1. aliuska

    wuao con esas intrucciones ya no me equivoco con los hombres jajajaja muy lindo gracias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*